sábado, 16 de diciembre de 2017

Deep Sky Team




Hace un año ya que tengo instalado mi equipo en el observatorio Petit Borobia de mi amigo Cèdric Thomas. Un observatorio bien pensado, mejor construido y perfectamente preparado para trabajar de forma remota. Las ventajas de tener el equipo en un observatorio fijo y capaz de ser usado a distancia son indudables:
  • Equipo instalado de forma robusta. Generalmente instalaremos el equipo en una columna más sólida que un simple trípode, podemos dejar el cableado instalado de forma permanente, el ajuste polar podemos dejarlo perfecto, etc. Así es más facil obtener resultados reproducibles.
  • Se aprovecha mucho mejor el tiempo. Antes solamente el proceso de cargar todo el equipo, desplazarme al lugar de observación, montar, ajustar y después desmontar y volver me llevaba al menos 3h30min. Por lo tanto, ni se me ocurría pensar en sesiones astrofotográficas de tan solo dos horas. Ahora el proceso de encendido, aclimatación, etc. no me lleva más de media hora. Y al acabar la sesión en 5 minutos ya está todo apagado y cerrado. Eso permite que pueda plantearme sesiones de solo 2h o menos aprovechando mejor por ejemplo los cuartos crecientes o menguantes avanzados.
Todo eso abre la puerta a dedicarle mas tiempo a cada imagen y por lo tanto poder intentar fotografiar objetos más difíciles.

Hace unos meses en el observatorio compartido con Cedric llegó el nuevo equipo de Marian Gutowsky. Un flamente AP 155 f7.6 con una cámara CCD Moravian G4 16000 sobre una montura AP 1100.

Junto con Franck Jobard, que también dispone de un observatorio en Montpellier, hemos tomado la decisión de actuar como un equipo. Así pues, bajo el paraguas de Deep Sky Team (www.deepskyteam.eu) publicaremos y daremos a conocer nuestros trabajos a partir de ahora.


No hay comentarios:

Publicar un comentario